Libertad? (Wilfredo Palacios)

A veces, cuando nos convertimos a ser cristianos evangélicos y hablamos de libertad, creo que, hay una percepción de miedo por las reglas de la iglesia; muchos dicen: se nos quitará la libertad, nos obligarán a cumplir las normas de la iglesia, y si no las cumplimos no seremos buenos evangélicos, etc.

Hay mucha gente que dice tener libertad...

 Hay mucha gente que dice tener libertad y andan embriagándose, fumando, drogándose y andando con una y otra mujer; se aprovechan de la libertad para hacer lo que quieren y hacer daño a otros; eso no es libertad, eso es estar preso por los vicios.

Hay personas que emiten juicios de valor sin entender los conceptos de ser evangélico: algunos miran como te vistes, si usas cabello corto o largo, las faldas cortas o largas, etc. Miran lo exterior sin ver lo interior de las personas.

A lo largo de mi vida, como evangélico, he oído a pastores decir: que tienen el primer amor de Dios como el primer día que recibieron a Jesús en sus vidas; escuchándolos digo: ¿Por qué yo no puedo? 

Estos dos años, para mí, han sido tiempos de aflicción...
Estos dos años, para mí, han sido tiempos de aflicción a los cuales lo llamo cárcel del alma; la cárcel es estar inmerso en vicios que no te dejan ser libre, te envuelven en una adicción sin salida, estos vicios son: Alcohol, pornografía, masturbación, sexo desordenado, etc. Todos estos vicios tienen apariencia de felicidad, sin embargo, con el tiempo te afligirán el alma y serás esclavo del vicio y estarás encarcelado sin libertad. Si esto es tu caso y dices que eres evangélico y te congregas en una iglesia evangélica, déjame decirte que eres un fraude para ti mismo; Lo que necesitas es rendirte a los pies de Cristo y pedirle perdón por tus pecados. Recuerda, el pecado se convierte en hábitos que te esclavizan y será muy difícil dejarlos a menos que te rindas a los pies de Cristo y ser liberado.

Lee estos pasajes bíblicos, que te ayudarán...

Lee estos pasajes bíblicos, que serán de ayuda, medita en ellos para que puedas ser libre de la cárcel en la cual estas viviendo.

Isaías 61:1 “El Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me ungió Jehová; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón, a publicar libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel”

Isaías 42:6-7 “Yo Jehová te he llamado en justicia, y te sostendré por la mano; te guardaré y te pondré por pacto al pueblo, por luz de las naciones, para que abras los ojos de los ciegos, para que saques de la cárcel a los presos, y de casas de prisión a los que moran en tinieblas.”

Colosenses 1:13-14 “el cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo, en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados.”

1 Corintios 10:1-4 “Porque no quiero, hermanos, que ignoréis que nuestros padres todos estuvieron bajo la nube, y todos pasaron el mar;  y todos en Moisés fueron bautizados en la nube y en el mar,  y todos comieron el mismo alimento espiritual, y todos bebieron la misma bebida espiritual; porque bebían de la roca espiritual que los seguía, y la roca era Cristo.” 

 Libertad para los cautivos...
Lucas 4:18-19 “El Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres; Me ha enviado a sanar a los quebrantados de corazón; A pregonar libertad a los cautivos, Y vista a los ciegos; A poner en libertad a los oprimidos; A predicar el año agradable del Señor.”

Juan 8:32-36 “y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres. Le respondieron: Linaje de Abraham somos, y jamás hemos sido esclavos de nadie. ¿Cómo dices tú: ¿Seréis libres? Jesús les respondió: De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado.  Y el esclavo no queda en la casa para siempre; el hijo sí queda para siempre. Así que, si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres.”

Gálatas 5:1 “Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud.”

2 Corintios 3:17 “ Porque el Señor es el Espíritu; y donde está el Espíritu del Señor, allí hay libertad.”

Juan 8:36 “Así que, si el Hijo os libertare, seréis verdaderamente libres.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *